¿Por qué premiar a los jugadores?

¿Por qué premiar a los jugadores?

¿Por qué premiar a los jugadores? El Balón de Oro, un error de concepto y un acierto publicitario.
El dar premios a los jugadores en un deporte en el que el equipo es el protagonista, suena a extraño. Pero así es y nadie levanta la voz.
Se producen graves desilusiones en quienes no se premian. Y no es por capricho que los jugadores se esfuerzan en jugar en equipos que están en las más destacadas competiciones, donde pueden “publicitar” con gran eficacia su arte en el juego.
No se me escapa que los equipos ya se premian cuando ganan la competición. Parece que ahora toca destacar al jugador como figura que enaltece el juego. El jugador es un trabajador contratado por el club para formar parte del equipo. Tiene ya su compensación económica marcada por la ley de la oferta y de la demanda. Es la representación física, junto con sus colegas, del ente que componen y que es protagonista del juego: el equipo.
Desorbitar la figura del jugador es la tendencia del fútbol actual. Y eso no es bueno.
En otros deportes de equipo, en los que el jugador es el protagonista del juego, tiene validez y debe ser así. En el baloncesto, por ejemplo, la falta se comete contra un jugador y es él mismo, no cualquier otro compañero, el que tira a canasta.
Pero de la misma forma que no se castiga al jugador, sino al equipo, cuando aquel comete una falta,
¿por qué cuando mete un gol el jugador se individualiza el mérito, felicitando al goleador?
El gol ha sido “metido” gracias a la colaboración de todo el equipo. La pelota le ha llegado al que ha impulsado el balón dentro de la portería contraria gracias a la concatenación de acciones anteriores del juego en el que participa todo el equipo. 
Somos partidarios de anular todos los premios que se conceden a los jugadores en el deporte del “Football Asociation”
El balón de oro se lo conceden a un jugador que está en los equipos que realizan más inversiones económicas. Estos mismos jugadores, en el equipo de su pueblo natal no optarían por el Balón de Oro.
Aunque lo cierto es que en todos los deportes de equipo se realza al jugador. Tan conocido y admirado es un crack del fútbol como uno del baloncesto o del tenis. Lo que ocurre es que en el fútbol, el protagonista del juego es el equipo, según indican con su procedimiento  las Reglas del juego.
En definitiva, ¿es preciso premiar al jugador con balones de oro o ya está “bien pagado” con su retribución para que trabaje para el equipo? Contéstame querido lector…
Javier Marcet
 
Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Tumblr
WhatsApp
Email
Telegram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio